contacte: anticapitalistes@anticapitalistes.net

 



 

Anticapitalistes
  
dilluns 28 de març de 2016 | Manuel
Y la generación más preparada de la historia decidió luchar

Pensar la tierra

Curro Moreno es de Jaén, Portavoz territorial del SAT-Jaén, militante de jaleo!!! y miembro del Grupo de Estudios Juan Díaz del Moral, donde es responsable de la línea de Educación popular y soberanía alimentaria

Hace ya unos años mientras estudiaba en Granada, en uno de mis minijobs me tocó hacer de camarero en unas jornadas institucionales sobre empleo, emprendimiento y juventud. Cuál fue mi sorpresa que en la apertura de las jornadas, realizada por el alcalde de la ciudad, José Torres Hurtado, la idea principal que se vendió era que a todos nos gusta nuestra tierra y vivir aquí pero si había que irse, eso es lo que hay. Desde entonces, oír hablar a representantes institucionales de la Junta, Diputaciones o de Ayuntamientos hablando de la emigración con eufemismos como el espíritu aventurero de la juventud no me causa ninguna sorpresa. La lógica es fácil: un joven menos aquí, un problema menos para ellos.

También desde aquel momento tengo (más) claro que si los representantes de partidos e instituciones que tanto dolor y sufrimiento están causando en nuestro pueblo lo que piden y lo que quieren es que emigremos, yo tenía que hacer justamente lo contrario: quedarme. Y no solo yo, teníamos que seguir organizándonos para que la idea de quedarse y luchar cundiera hasta hacer que quien se tuviera que ir fueran ellos, los opresores, los que causan el sufrimiento colectivo mostrado en las cifras que ponen a Andalucía y Jaén en todos los rankings negativos sociales, laborales y económicos a nivel europeo.

La generación más preparada de nuestra historia”, que ya no es una sino varias, vive tiempos difíciles, para vivir individualmente y en sociedad. Individualmente las nulas perspectivas de futuro pintan un panorama muy oscuro, el estudiar, echar currículums o trabajar precariamente casi sin posibilidad de emancipación y ya no hablemos de formar una familia, crean una sensación de impotencia que sin duda tiene unas consecuencias psicológicas devastadoras que en muchos casos acaba dando lugar a comportamientos socialmente nocivos.

Socialmente, este desolador panorama unido al individualismo y a la desinformación por saturación que producen las nuevas tecnologías de la información y las redes sociales, hacen que sea muy complicado poner en marcha y consolidar espacios en los que la juventud se una y sea dueña y señora de lo que ahí ocurra. Es muy difícil pero no es imposible.

De entre los menores de 30 años podemos distinguir a día de hoy dos subgeneraciones: la generación que empezó a estudiar y a trabajar antes de la crisis, y la que prácticamente no ha conocido otra cosa que la crisis, la generación crisis. Ambas tienen sus diferencias a nivel sociológico, diferencias que no son objeto de este artículo, pero ambas han coincidido en una cosa: en la lucha. A ambas nos han afectado la precariedad y el paro, aunque la primera haya tenido más acceso a un puesto de trabajo (también precario), a ambas nos ha afectado la progresiva privatización de la educación, ambas nos hemos visto obligadas a coger la maleta e irnos.

Ambas subgeneraciones nos hemos encontrado en la lucha contra todo esto: en huelgas generales y huelgas estudiantiles, en conflictos laborales, en manifestaciones, en Centros Sociales, en conciertos contra la represión, en acciones contra la ley de aborto, en la paralización de desahucios, en ocupaciones de tierras y, porque no decirlo también, en calabozos.

Todo poder conlleva un contrapoder. Toda opresión conlleva una respuesta. La opresión concreta contra la juventud, contra esa “generación más preparada de nuestra historia” a la que parece que nos ha caído un mal divino, que nuestros males no tienen culpables con nombres y apellidos, ha hecho que muchos y muchas nos organicemos y llenemos de vida nuestros pueblos y ciudades.

Organizaciones juveniles como jaleo!!! que cumple ya 20 años, Centros Sociales Autogestionados como el Jaén en Pie, asambleas de estudiantes, colectivos culturales y musicales, los “Bloques Jóvenes” en ciudades como Sevilla o Córdoba, el área de Juventud del SAT, etc. Han supuesto espacios de socialización con unos valores antagónicos a los que quieren imponernos desde el poder. Frente al egoísmo, la solidaridad, frente a la emigración forzosa disfrazada de cosmopolitismo, el amor a nuestra tierra y la lucha contra el paro, frente al “todo se hace por dinero”, el trabajo voluntario y el “los primeros en el sacrificio y los últimos en el beneficio”, frente al “vota una vez cada 4 años y vete a tu casas”, la participación y organización política diaria como motor de cambio, etc.

Y esto es lo que produce verdadero pánico en los pilares del régimen. Una manifestación, como la que el sábado 19 se produjo en Jaén por la libertad de Andrés Bódalo, es una muestra de fuerza, una foto, pero la verdadera fuerza está detrás: en una parte del pueblo cada vez más grande que no se cree la intoxicada y sesgada información de los medios, que no tiene miedo a señalarse y a salir a la calle a defender a una persona a la que ellos, los opresores, llaman delincuente.

La mentalidad se cambia a golpe de acción. La idea social que hay hoy entorno al derecho a la vivienda no existiría si las valientes gentes de las PAH’s no hubieran puesto el cuerpo para defenderlo. La idea que hoy existe sobre el derecho a la alimentación y la malnutrición infantil no existiría si las gentes del SAT no hubiéramos hecho las expropiaciones simbólicamente de alimentos, aun sabiendo que podía costarnos cárcel. Les dolió porque sabían que íbamos a cambiar mentalidades, por eso 4 años después los voceros del cortijo siguen usándolo de arma arrojadiza contra nosotros, tratándonos de delincuentes y juntándonos en la misma página con narcotraficantes y agresores sexuales (ver el Diario Jaén del 22 de marzo de 2016).

Todo poder conlleva un contrapoder. Toda agresión conlleva una respuesta. Por eso les duele el SAT. No soportan que una organización como era el SOC, que nace de las desigualdades históricas que soporta el pueblo andaluz como el injusto reparto de la tierra, reducida al ámbito rural haya sido capaz desde el 2007 de conectar con otros muchos sectores de la sociedad andaluza. El SAT ha roto la barrera urbano-rural, ha roto la barrera joven-adulto, ha roto la barrera miedo-desobediencia. No soportan que no tengamos miedo y que seamos conscientes de lo justo de nuestra desobediencia contra sus injustas leyes.

No soportan que cuanto más nos difaman, más gente, más pueblo cruce las puertas de nuestras sedes y se afilie. No soportan que cada vez estemos más presentes en los centros de trabajo ganando muchas de las elecciones sindicales en las que participamos. No soportan que los trabajadores y trabajadoras de un pueblo supuestamente ignorante seamos capaces de pensar y de convertir en acción nuestros pensamientos y nuestros sueños. No soportan que Andalucía tenga voz y que esta voz entre con fuerza en las que hasta ahora habían sido sus instituciones. No soportan un Sindicato que tenga un órgano de dirección como el Comité Nacional que está compuesto en más de un 50% por gente menor de 30 años. No soportan que a todas estas cuestiones concretas le demos una coherencia global pensada en clave andaluza, orientada a superar la situación de subalternidad y dependencia que el Estado español y la Unión Europea nos han impuesto, convirtiéndonos en la huerta, el hotel a bajo coste y la mina de mano de obra barata de Europa.

Por eso Andrés Bódalo es su cabeza de turco perfecto. Representa al trabajador que piensa y actúa sin miedo y no solo sino junto a los suyos, hombro con hombro. Representa a la Andalucía doliente, la de los tajos y el paro que se planta sin previo aviso en las instituciones a llenarlas de justa rebeldía y dignidad. Representa a toda la juventud que ha apostado por el SAT como escuela de vida y de lucha. A los que somos delfines (sucesores, aprendices) de Diego Cañamero, de Juan Manuel Sánchez Gordillo, del propio Andrés, de Diamantino García… delfines de la rebeldía del pueblo andaluz que seguirá existiendo mientras en este rincón del mundo, en los pueblos y en la humanidad sigan existiendo injusticias y desigualdades.

Encerrar a Andrés es encerrar la esperanza que vive también en esta “generación más preparada de nuestra historia”. Así que quienes ya hemos salido a la calle a luchar contra su injusticia tenemos otra cita. Una cita en la que nos jugamos que los opresores sientan el aliento del pueblo en su nuca, que sientan que no pueden tocar a un hijo de este pueblo sin que este pueblo responda. El 29 de marzo, día en que Andrés debe entrar voluntariamente en prisión, Jaén debe convertirse nuevamente en la capital de la dignidad y la generación más preparada de nuestra historia deberá estar ahí, por que estar ahí significará estar más cerca de una Andalucía justa, libre y con dignidad en la que quepamos todos y todas menos nuestros opresores.

24/3/2016

diagonal


El SAT reafirma su intención de concentrarse el día 29 en la capital pese a la prohibición de la Subdelegación

El Sindicato Andaluz de Trabajadores (SAT) ha reafirmado este sábado su intención de llevar a cabo la concentración anunciada ante la Subdelegación del Gobierno en Jaén para el día 29 de marzo, fecha tope en la que el concejal de Jaén en Común (JeC) Andrés Bódalo debe ingresar en prisión, pese a que dicha administración haya dictaminado su prohibición.

Así lo ha confirmado este sábado a Europa Press el responsable provincial del SAT, Francisco Moreno, quien, ante el argumento de la Subdelegación de que la concentración se ha prohibido "al no presentarse la comunicación antes del plazo de diez días que marca la Ley", ha argumentado que es que "se convocó de urgencia, nada más que se supo la fecha de entrada en prisión de Bódalo".

Al hilo, el representante del SAT ha manifestado que "la ley debe amparar esta concentración porque el motivo de urgencia es una de las excepciones que se pueden alegar (para no convocarla con la antelación debida), pues no había más tiempo material para convocarla", ha insistido Moreno al respecto.

De igual modo, ha explicado que "no se comunicó hora aproximada de finalización", tal y como recoge la referida resolución, puesto que esto "depende de la asistencia de público y es algo que siempre se puede negociar".

Por ello, Moreno ha apuntado que desde el SAT acudirán a la cita para que "se respeten los derechos de la ciudadanía", y que en el caso de que "se sancione a alguien, esa sanción debe caer solo sobre el responsable, que en este caso soy yo, pero no sobre nadie más".

Asimismo, el responsable provincial y portavoz del SAT ha lamentado que la Subdelegación "intentará hacer el mayor daño económico en forma de multas por llevar a cabo esta concentración de apoyo, que entra totalmente dentro de los parámetros de la ley".

La concentración está prevista para el próximo martes, a las 15,00 horas, coincidiendo con la fecha tope fijada por la Audiencia de Jaén para el ingreso voluntario en prisión de Bódalo tras considerarlo culpable de agredir al teniente de alcalde de Jódar (Jaén) durante una protesta de jornaleros en 2012 en la que se reclamaban más peonadas para acceder al subsidio agrario.

26/3/2016


https://www.facebook.com/Libertad-Andres-Bodalo-447031192168452/



A la mateixa secció:


Miquel Ramos: ‘Si es repeteixen les agressions del Nou d’Octubre, ja serà massa sospitós’


Carles Perdiguero: “L’Estat s’està saltant les seves pròpies lleis en el conflicte polític a Catalunya”


EEUU: Nuestra alternativa al odio


9 d’octubre: CGT-PV condena la violencia fascista y exige la asunción de responsabilidades


"Derogar la ’ley mordaza’ no es suficiente". Expertos y juristas alertan a los diputados.


La maquinària repressiva de l’Estat contra el referèndum entra en un abisme legal


Autocriticar a los demás


No passaran


Cinc idees per una Barcelona #SensePor


Barcelona: Un grup racista intenta manifestar-se a la Rambla i és expulsat a crits

Creative Commons License Esta obra est� bajo una licencia de Creative Commons by: miquel garcia -- esranxer@gmail.com