contacte: anticapitalistes@anticapitalistes.net

 



 

Anticapitalistes
  
dissabte 13 de desembre de 2014 | Manuel
¿Cual es la diferencia entre auditaria ciudadana o publica de la deuda?

Andreu Tobarra / Damien Millet, Eric Toussaint

La existencia de transparencia en la realización y resultados parciales y finales que proporciones la auditoria, no es suficiente. ¿Cuál es la gran diferencia entre una auditoria ciudadana y una pública? La participación directa, es lo que separa una forma de auditar de la otra.

Una auditoría siempre debe de contar en su realización de expertos contables, pero esta intervención de expertos puede ir acompañada de la presencia y participación social en la discusión de los caminos a seguir y la valoración de los datos que se vayan obteniendo, en sus implicaciones y consecuencias, que rarísima vez son objetivas y determinables en exclusiva por los técnicos de una forma abstracta-asocial y “científica”. Bien al contrario, la toma de decisiones está impregnada de un componente político e ideológico extraordinariamente grande, como todos los campos de conflicto y lucha política por el mantenimiento o la modificación de posiciones de poder y sus correlatos económicos.

La apuesta por una auditoria ciudadana implica la presencia y participación en todas sus fases de una amplia y diversa participación ciudadana. Organizaciones sociales: asociaciones, plataformas… Organizaciones políticas: partidos, sindicatos… Representación ciudadana: una elección a sorteo entre personas voluntarias, algún tipo de elección o ratificación de propuestas de organizaciones,… Mientras que la presencia de los expertos se entiende necesaria solo en algunas partes del proceso (que sin su aportación no serían posibles) nunca en todas ellas.

A ello hay que añadir que las decisiones, una vez escuchada e interpretada claramente la voz de los técnicos, son tomadas en una esfera diferente a la que solo involucra a los especialistas.

Finalmente, añadir el tema de la moratoria, que suele desaparecer en las propuestas reestructuradoras. La moratoria va unida al proceso de auditoria ciudadana y es la expresión de la necesidad de detener el proceso de encadenamiento que supone el pago de la deuda. Supone una ruptura, una interrupción, a la espera de tener los datos objetivos sobre los que actuar socialmente para retomar el control e impedir un desangrado sin fin. La moratoria es un congelado de imagen que permite una reflexión colectiva mientras se investigan y se traen a la luz pública evidencias hasta ese momento ocultas y revestidas de un discurso posiblemente extraordinariamente falso y mal construido, fundamentalmente en términos de equidad y transparencia.

12/12/2014


La auditoría no es una cuestión de expertos

Damien Millet, Eric Toussaint

Indudablemente, la cuestión del pago de la deuda pública constituye un tabú. Los jefes de Estado y de gobierno, el Banco Central Europeo (BCE), el Fondo Monetario Internacional (FMI), la Comisión Europea y la prensa dominante lo presentan como inevitable, indiscutible y obligatorio. Los ciudadanos y las ciudadanas se deberían resignar a pagar la deuda pública. La única discusión posible sería sobre la forma de modular el reparto de los sacrificios necesarios para liberar los medios presupuestarios suficientes, con el fin de cumplir con los compromisos del país endeudado. Los gobiernos que pidieron los préstamos fueron elegidos democráticamente, por lo tanto sus actos son legítimos. Se debe pagar.

La auditoría ciudadana es un instrumento para eliminar este tabú. Permite que una proporción creciente de población comprenda todas las circunstancias e implicaciones del proceso de endeudamiento de su país. Una auditoría ciudadana consiste en analizar de manera crítica la política de endeudamiento llevada a cabo por las autoridades de un país.

El proceso de una auditoría no es un proceso reservado a expertos. Por supuesto que son bienvenidos y que pueden aportar mucho al trabajo colectivo de una auditoría ciudadana. Pero un colectivo puede comenzar el trabajo sin tener necesariamente garantizada esa participación. Si se empiezan las investigaciones y se provoca un debate público, durante el proceso los colectivos se entusiasmarán y conseguirán diferentes asesoramientos. Cada uno y cada una pueden tomar parte y ponerse a trabajar para sacar a la luz del día el proceso de endeudamiento público.

En 2011, un colectivo nacional se ha puesto en marcha en Francia por una auditoría ciudadana de la deuda (www.audit-citoyen.org). Reúne numerosos movimientos sociales y políticos, y el llamamiento a su constitución fue firmado por decenas de miles de personas. En el marco de esta iniciativa, se han organizado colectivos locales en muchos lugares de Francia.

Por otro lado, se puede partir de realidades locales con el objetivo de participar en la auditoría de las deudas públicas. Se puede comenzar analizando los préstamos estructurados vendidos a las colectividades locales en Francia y Bélgica por Dexia u otros bancos. A este propósito, un trabajo ya fue realizado: la asociación «Acteurs publics contre les emprunts toxiques» o sea «Actores públicos contra préstamos tóxicos» reúne una decena de colectividades locales (www.empruntstoxiques.fr).

Se puede también comenzar por estudiar las dificultades financieras encontradas en los hospitales públicos presentes en vuestro territorio. Se están desarrollando, al mismo tiempo que en Francia, iniciativas por auditorías ciudadanas en Grecia, en Irlanda, en España, en Portugal, en Italia y en Bélgica.

Otros ámbitos en materia de deudas privadas también pueden abordarse. En países como España o Irlanda en los que el estallido de la burbuja inmobiliaria hundió a centenares de miles de familias en la ruina, sería útil investigar las deudas hipotecarias de las familias. Las víctimas de los manejos de los prestamistas pueden aportar sus testimonios y ayudar a comprender el proceso ilegítimo de endeudamiento que las afecta.


"Ahora bien, no hay que confundir una auditoría ciudadana con un ejercicio de contabilidad. Aunque el examen económico y contable de algunos casos puede ser aconsejable, el objetivo de las auditorias es fundamentalmente de naturaleza política. Afrontar esta operación como una operación de auditoría de empresa -aplicada en este caso a las administraciones públicas- sería limitar el alcance de la iniciativa.

La crisis no se debe únicamente a estafas o corrupciones, ya que estos fenómenos no explican por si mismos el problema, ni podemos dar a entender que la crisis capitalista se reduce a un problema de gestión inmoral de un sistema que funciona. Muy al contrario, la cuestión radica en las políticas aplicadas y la lógica sistémica que las orienta, lo cual debe constituir el principal blanco de nuestras críticas. En tal caso estamos ante un proceso de evaluación de políticas públicas, más que ante una auditoría en sí.

Independientemente del término que utilicemos, es importante trascender un ejercicio de contabilidad que sólo está al alcance de especialistas que, por otra parte, van a contar con escasa documentación, salvo que se forme parte de la Adminitración.

En suma, las plataformas creadas al efecto forman parte de movimientos sociales y de organizaciones que deben sumar y contribuir con su experiencia a cualificar las reivindicaciones populares para, no sólo reclamar un justo repudio de las deudas ilegítimas, sino también para luchar por una transformación sociopolítica general".

En: ¡No debemos, no pagamos!. Deuda, saqueo y servidumbre en el capitalismo tardio. Daniel Albarracín, Bibiana Medialdea y Antonio Sanabria. Edit Sylone-Crítica y alternativa.

+ Info:

Auditoría ciudadana de la deuda: ¿por qué y cómo? Damien Millet , Eric Toussaint

Què entenem per una auditoria ciutadana del deute? Carlos Arribas Ugarte, Manuela López Andújar, Antonia Molina Habas, Llanos Frías López, Fernando Patón Villarroya y Manuel Girón

Metodologia de Auditoria Ciudadana

La deuda ilegítima: una prioridad de la agenda política. Eric Toussaint

Europa. Alternativas a la crisis. Eric Toussaint

Facebook Plataforma Auditoria Ciudadana de la Deuda.

http://auditoriaciudadana.net


A la mateixa secció:


L’Assamblea per una Renda Básica al País Valencià presenta en Les Corts Valencianes la seua proposta alternativa a l’avantprojecte de llei de Renda Valenciana d’Inclusió.


Romper las cadenas de las deudas privadas ilegítimas (II)


Romper el círculo vicioso de las deudas privadas ilegítimas (I)


Un balance: 10 años de la ley de protección contra la dependencia


Baix Segura: Más de 1000 personas acuden a la manifestación en defensa de las pensiones públicas en Torrevella


Dejemos de pensar que sabemos más que los pobres y apliquemos de una vez la renta básica


Estado español 1985-2017: 32 años avanzando en la destrucción del sistema público de pensiones


El negocio del rescate: ¿Quién se beneficia de los rescates bancarios en la UE?


Alacant: Mediación intercultural en peligro


La ceremonia de la confusión: el copago de las medicinas por los pensionistas.

Creative Commons License Esta obra est� bajo una licencia de Creative Commons by: miquel garcia -- esranxer@gmail.com