contacte: anticapitalistes@anticapitalistes.net

 



 

Anticapitalistes
  
dimecres 11 de desembre de 2013 | Manuel
Deute militar, deute il·legítim, deute odiós

colectivo Utopía Contagiosa, Plataforma por la Auditoría Ciudadana de la Deuda (PACD) i Ecologistas en Acción

Para soportar los gastos de 2013 en materia de defensa, el Gobierno deberá añadir, a la ya de por sí abultada deuda pública, un total de 5.592 millones de euros. Esta es la cantidad de deuda militar acumulada durante este año, según los cálculos que el colectivo Utopía Contagiosa ha elaborado en un informe que se basa en datos oficiales.

Sólo para poder pagar el gasto militar contemplado en los Presupuestos Generales de Estado de 2013 (unos 14.927 millones de euros) el Estado necesita generar una deuda aproximada de 3.945,56 millones. Sin embargo, en la práctica esta cantidad se ve incrementada considerablemente, ya que una parte importante del gasto militar no aparece reflejado en los PGE, sino que se aprueba posteriormente a través de créditos extrapresupuestarios con cargo a la emisión de deuda pública.

Por ejemplo, en lo que llevamos de año, el Consejo de Ministros aprobó un crédito de 877,33 millones destinado al pago de los Programas Especiales de Armamento (PEAS), otro de 514,13 millones para operaciones militares en el exterior y un tercero de 50 millones en devoluciones del Estado a las industrias militares. En total, 1.441,46 millones adicionales a lo presupuestado.

"Algo muy grave es el oscurantismo que la deuda militar lleva consigo. Los PGE deberían reflejar todos los conceptos, pero en el área militar no ocurre así. En ocasiones, hay desviaciones de hasta un 30% en generar esa deuda extraordinaria. Se han comprometido pagos a la industria armamentística hace 3 o 4 años y sin embargo no aparecen reflejados", señala Carlos Sánchez Mato, de la plataforma Auditoría Ciudadana de la Deuda.

Los propios organismos públicos dan fe de esta situación. La Intervención General de la Administración del Estado, un organismo adscrito al Ministerio de Hacienda, señaló en su último informe de 2011 que el Ministerio de Defensa había excedido en 1.144 millones de euros su propio presupuesto.

"Defensa minimiza arteramente sus presupuestos para aparentar austeridad, pero acaba gastando anualmente, al menos desde hace una década, en torno a un 16% más de los presupuestado, generando un constante sobreendeudamiento "ordinario", señala el informe.

Parte importante del gasto militar no aparece en los presupuestos
Utopía Contagiosa, además, suma una última partida al total de la deuda militar: la que suponen los intereses de ese dinero que España ha comprado para financiar sus gastos. Tomando como precio medio un 4%, el colectivo calcula que los intereses de la deuda militar en 2013 suponen 205,46 millones de euros.

"El problema de la deuda militar es que llegará un momento en que habrá que hacer quitas de esa deuda porque es impagable, debido a una política fiscal absolutamente errónea", dice Sánchez Mato.

En 2011 Defensa excedió su presupuesto en 1.144 millones
El colectivo concluye en su informe que se trata de un sistema diseñado para el "único beneficio de industria armamentística" al que ningún grupo parlamentario se opone abiertamente. Entre los nombres más destacados de la lista de beneficiarios se encuentran Navantia, EADS, el consorcio establecido por Eurofighter, Ausgusta y Stork Fokker Aerospace; Airbus y Santa Barbara Systems.

Aunque teniendo en cuenta el volumen total de la deuda pública española (954.863 millones) el porcentaje de deuda militar (5.592 millones) podría parecer pequeño, en términos absolutos supone más de lo presupuestado en 2014 para Promoción de Empleo (4.073 millones), Educación (2.150 millones) o Sanidad (3.839 millones). "Además de insostenible por su magnitud, resulta altamente insolidaria en el actual contexto de crisis, pero además desmiente que no hay dinero para políticas sociales. Eso, junto al modo en que se ha adquirido la deuda y los impactos que de ella se derivan, la convierten en una deuda ilegítima", señala el colectivo, que junto a organizaciones como Ecologistas en Acción y la Plataforma por la Auditoría de la Deuda, reclaman la necesidad de "auditarla" y de "declarar el no pago".

Publico, Lucia Villa 11/12/2013


en castellà ací

En l’exercici 2013 el deute militar a nivell estatal superarà els 5.500 milions d’euros, dels quals prop d’1.500 milions procedeixen de crèdits extraordinaris, és a dir d’un finançament “amagat” de l’ull públic i no reflectit als pressupostos generals. Aquests són els càlculs de l’informe “Deute militar, deute il·legítim, deute odiós” presentat avui. Dotze dels tretze Ministeris del govern “camuflen” despesa militar en les seves partides pressupostàries.

El col·lectiu Utopia Contagiosa ha elaborat l’informe en col·laboració amb altres col·lectius com la Plataforma per l’Auditoria Ciutadana del Deute (PACD) i Ecologistes en Acció. Para això ha estat necessari investigar en diferents partides, programes i pressupostos, a la vista que el deute militar espanyola té una composició extremadament complexa.

Dels càlculs s’extreu que el deute militar de 2013 serà exactament de 5.592,48 milions d’euros. D’aquesta suma, un total d’1.441,46 milions corresponen a deute extraordinari, és a dir, l’originada pels crèdits especials que atorga l’Estat per finançar programes de compra d’armaments i intervencions militars en l’exterior.

Es tracta d’una “despesa militar disfressada”, tal com destaca Juan Carlos Rois Alonso, un dels autors de l’informe. Es concedeixin crèdits extraordinaris per sufragar despeses que en molts casos ja estaven prevists en contractes. “Són diners compromesos que no apareixen als pressupostos generals perquè queda malament dir que no hi ha diners per a partides socials mentre es paga a la indústria armamentística”, va resumir Carlos Mato de la PACD. “És clarament un deute il·legítim”, va afegir “ens venen una pretesa austeritat mentre solucionen per la porta de darrere la despesa militar”.

El restant del deute militar correspon a interessos i a deute ordinari, que també “amaga” sorpreses. És que es reparteix en partides de tretze Ministeris, i no solament en el Defensa, com caldria esperar. Menys de quatre de cada 10 euros de despesa militar apareixen en els comptes de la cartera de defensa, d’acord a l’informe.

Els càlculs de 2013 confirmen que “se segueix la tendència de falta de transparència i portes giratòries de tots els partits que han passat pel Govern”, assenyala Rois. Des de 2002 a 2012, els crèdits extraordinaris han ascendit a prop de 14.000 milions d’euros. No és un sobrecoste fortuït.

La tònica continua en 2014. El Projecte de Pressupost per al proper any preveu una despesa en Defensa de 5.745,77 milions d’euros. En canvi, a la Promoció d’Ocupació es destinaran 4.073,52 milions i a Educació 2.150,05 milions. El deute militar, a més d’insostenible per la seva magnitud, resulta altament insolidari en l’actual context de crisi, però a més desmenteix que no hi hagi diners per a polítiques socials.

10 de desembre de 2013

Deuda militar 2013, deuda ilegítima, deuda odiosa.pdf

(Infografía) Gasto militar

+Info:

España facturó 1.821 millones en el primer semestre por la venta de armas. Kaos


A la mateixa secció:


Romper las cadenas de las deudas privadas ilegítimas (II)


Romper el círculo vicioso de las deudas privadas ilegítimas (I)


Un balance: 10 años de la ley de protección contra la dependencia


Baix Segura: Más de 1000 personas acuden a la manifestación en defensa de las pensiones públicas en Torrevella


Dejemos de pensar que sabemos más que los pobres y apliquemos de una vez la renta básica


Estado español 1985-2017: 32 años avanzando en la destrucción del sistema público de pensiones


El negocio del rescate: ¿Quién se beneficia de los rescates bancarios en la UE?


Alacant: Mediación intercultural en peligro


La ceremonia de la confusión: el copago de las medicinas por los pensionistas.


La gran crisis de las pensiones privadas

Creative Commons License Esta obra est� bajo una licencia de Creative Commons by: miquel garcia -- esranxer@gmail.com