contacte: anticapitalistes@anticapitalistes.net

 



 

Anticapitalistes
  
dissabte 9 de març de 2013 | Manuel
23F: Todas las mareas ciudadanas confluyeron en un tsunami

Pepe Mejía

La movilización del pasado 23F ha sido un éxito que vino precedido por otro, la entrada en el Congreso de una Iniciativa Legislativa Popular (ILP) avalada por un millón cuatrocientas mil firmas -e impulsada por la Plataforma de Afectados por las Hipotecas (PAH)- y que el PP en el Gobierno
tuvo que aceptar, a regañadientes, debido a la movilización y la presión popular. Ambos hechos han demostrado que ¡Sí se puede!

"La unión de más de 350 colectivos en más de 100 ciudades que salieron a las calles el pasado sábado 23 de febrero, desafiando incluso unas condiciones climatológicas adversas, ha hecho realidad un sueño: que cientos de miles de personas nos hayamos unido en defensa de una verdadera Democracia y contra el golpe de los mercados financieros. La convocatoria resultó ser TODO UN ÉXITO, un resultado que extrañamente no reflejaron la mayoría de los grandes grupos de información", señala el comunicado de prensa de la Marea Ciudadana en su balance de la movilización estatal del pasado 23 de febrero.

Si el 23 de febrero de 1981 hubo un golpe de Estado dirigido por Guardias Civiles y militares y la gente salió a las calles para defender la democracia y al parlamento, en este 23F de 2013 la gente se lanzó a las calles y se concentraron en la esquina del Congreso para gritarle a los parlamentarios: "¡Chorizos!", "¡Sinvergüenzas!", "¡Gobierno dimisión!", "¡No debo, no pago"!

La movilización del 23F es un avance del movimiento popular para exigir al Gobierno del PP la paralización de los recortes sociales, el retiro de la reforma laboral y el no pago a la deuda. Miles se manifestaron en contra del golpe de los mercados y la troika. "El próximo desahucio que sea en la Moncloa (residencia del Presidente del Gobierno)".

Cuatro columnas de ciudadanos marcharon hacia el centro de la capital y se concentraron en la plaza Neptuno, muy cerca del Congreso de los Diputados. La manifestación transcurrió sin incidentes con una variada participación de jóvenes, mujeres, personas mayores, inmigrantes, familias con sus hijos, personas sin trabajo, precarixs miembros de organizaciones sociales, políticas, sindicales y de las distintas mareas: verde, blanca, azul, violeta, negra, amarilla, naranja, roja...cada una representando a un sector en lucha.

También hubo movilizaciones en París, Londres, Edimburgo, Bruselas, Berlín, Nottingham, Anantapur, Dresde, Ámsterdam, Ginebra, Buenos Aires, Malta... y muchas otras ciudades de distintos puntos del planeta.

Al final de la concentración representantes de las distintas mareas leyeron el Manifiesto unitario. Sin embargo, la jornada también tuvo su lado oscuro y siniestro. La policía se empleó a fondo para reprimir a los manifestantes. Policías infiltrados "provocaron los altercados" en la manifestación y procedieron a las detenciones. 45 detenidos, de los que 9 son menores. La Marea Ciudadana ha denunciado la "estrategia de la actuación policial y judicial abusiva y desproporcionada" que se ha aplicado sobre los detenidos.

"Este día -como dice el comunicado de Marea Ciudadana- expresamos de forma multitudinaria nuestro más absoluto rechazo a unas políticas que minan las libertades y los derechos sociales que tanto nos costó conseguir. Mostramos nuestro hartazgo ante unas instituciones afectadas por graves casos de corrupción, de egoísmo y de falta de conciencia democrática. El 23F reflejó la evidente distancia entre las personas y las instituciones, la lucha por las necesidades de la humanidad contra la avaricia de las corporaciones, construcciones artificiales que en definitiva quitan el poder y el bienestar a las personas".

Pero la movilización del 23F tiene un valioso precedente que marca el camino a seguir. El día 12 de febrero el Congreso aprobó debatir la ILP por el derecho a la vivienda, promovida por las PAH junto a Observatori DESC, UGT Catalunya, CCOO Catalunya, Confederación de Asociaciones de Vecinos de Cataluña, UCC y Taula del Tercer Sector. Esta ILP propone medidas que, sin ser la solución al problema de la vivienda, responden a las necesidades de los cientos de miles de personas que se han quedado atrapadas en hipotecas que no pueden pagar porque no tienen trabajo: la dación en pago retroactiva, que supondría también la condonación de la deuda a quienes ya han perdido su casa, y la moratoria de desahucios, con alquileres que no supongan más de 30% de los ingresos percibidos.

Es una importante victoria que haya llegado a debatirse. Ha sido un gran éxito conseguir para ella un enorme apoyo social, reflejado en las firmas recogidas: 1.400.000, casi el triple de las necesarias para una ILP. A pesar de ello, el PP estaba decidido a vetar su tramitación, pero la presión social le ha obligado a rectificar en el último momento. Eso muestra que, como se gritaba dentro y fuera
del Congreso, ¡Sí se puede!

Porque 420.000 ejecuciones hipotecarias en el Estado en los últimos seis años y 220.000 desahucios son sencillamente
intolerables.

EN EL PARLAMENTO UNA ACTIVISTA LLAMÓ "CRIMINAL" AL JEFE DE LA BANCA

En sede parlamentaria, la portavoz de la PAH, Ada Colau,reprochó la indiferencia de la Cámara ante
"la estafa inmobiliaria". Llamó "criminal" al vicesecretario de la Asociación Española de Banca, Javier Rodríguez Pellitero, y anunció que serían señalados los diputados que se opusieran a su ILP.
El presidente de la Comisión de Economía, Santiago Lanzuela (PP) llamó al orden a Colau pero esta respondió: "A quien tenía que llamar la atención es a quien me antecedió. No vamos a aceptar una solución sin efectos retroactivos. Que paguenlosestafadores,nolos estafados. Pedimos la paralización de los desahucios de vivienda habitual y de deudores de buena fe, así como la dación en pago retroactiva". "Si ustedes se creen
la democracia y que el Congreso es un órgano de representación de esa democracia, deberían escuchar las demandas ciudadanas. Los desahucios son la mayor violencia contra el derecho a la vivienda; el Estado pone todo el aparato policial y judicial al servicio de los desahucios. Apelamos a los diputados, con nombre y apellidos, y quienes desprecien la voluntad ciudadana, serán señalados, sin violencia, pero serán señalados allá donde vayan
", afirmó enérgica Colau.

No cabe duda que gracias a la movilización popular se consiguió que la ILP entrara en el Congreso y es por eso que dos días después, el 16 de febrero, en 39 ciudades se convocaron a movilizaciones por el derecho a la vivienda, la dación en pago retroactiva, alquiler social y ¡stop desahucios ya!
Contra el genocidio financiero señalaremos a los responsables, se dijo en las movilizaciones. Mientras Colau -con el apoyo popular-
plantó cara a los diputados en el Congreso; en la manifestación del 16 de febrero, que también fue masiva, la dirigente de las juventudes del Partido Socialista (PSOE), Beatriz Talegón, junto con el ex ministro de Justicia con Zapatero, López Aguilar, fue abucheada y obligada por la muchedumbre a salir de la manifestación entre sollozos, empujones y gritos: "PSOE- PP la misma mierda es", "Que no, que no, que no nos representan". Muchos fueron quienes interpelaron a la pareja de dirigentes socialistas. "¿Qué hiciste cuando estuviste en el Gobierno?".

Durante el Gobierno del socialista Zapatero, la Ministra de Vivienda, Carmen Chacón, apuró la creación de seis juzgados especiales para que desahuciaran con más agilidad.

SÓLO LA MOVILIZACIÓN Y LA UNIDAD ECHARÁ A ESTE GOBIERNO

Ahora bien, la movilización del 23F y la experiencia de la PAH ayudará a reforzar la unidad de las luchas, necesaria para derribar al Gobierno y traer abajoaesterégimencorrupto. Pero también se abre la veda contra el movimiento popular. La represión aumentará. Nos darán por arriba, por abajo, desde la izquierda y desde la derecha.

Los sindicatos llamados "mayoritarios" que están incrustados en el sistema -y que basan su estrategia en el pacto y la componenda- y viven de él, intentarán descafeinar al movimiento. La izquierda institucional y acomodaticia seguirá medrando en contra de los intereses del movimiento pero el movimiento ya está maduro y está con ojo avizor.

Terminamos con lo que dice la Marea Ciudadana. "Por nuestra parte vamos a mantener estos lazos para así conseguir una unión mucho más fuerte, profunda y solidaria para que sea escuchada la voz del pueblo. La manifestación del 23F es tan sólo el principio. Un nuevo mundo es posible, y entre
todas vamos a conseguirlo
".

Font: Lucha Indígena 79, marzo 2013


A la mateixa secció:


Catalunya: ¿De comunes a eurocomunes?


1917-2017. Repensar la revolución


Euskal Herría: Asamblea de EH Bildu, las formaciones se comprometen a "pasar de ser una coalición a un sujeto político"


Per una perspectiva radical a Europa. Pròleg del llibre ’Sobiranies: una proposta contra el capitalisme’ (Espai Fàbrica, 2017)


Francia: ¿Ponemos el grito en el cielo sobre Poutou en nombre del voto útil?


El capitalismo es poder, no economía (Abdullah Öcalan)


Elecciones Francia, Poutou: “Votar por el NPA para dar confianza al conjunto de los explotados”


Anticapitalismo y nueva izquierda


Francia: La intervención del anticapitalista Poutou (NPA) provocó un giro en el debate presidencial


Italia: Crisis y escisión del Partido Democrático (PD), orígenes y consecuencias…

Creative Commons License Esta obra est� bajo una licencia de Creative Commons by: miquel garcia -- esranxer@gmail.com