contacte: anticapitalistes@anticapitalistes.net

 



 

Anticapitalistes
  
dissabte 3 de desembre de 2011 | Manuel
Ordóñez abre la puerta a que se cree un ’banco malo’. El banco malo y la deuda pública

Albert Recio

El banco malo es una mala noticia. Ecologistas en Accion, 31/8/2012


Ordóñez abre la puerta a que se cree un ’banco malo’.

A. M. VÉLEZ 02/12/2011, Público

El gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, no hace ahora ascos a la idea de crear un banco malo que aglutine los activos tóxicos (sobre todo, inmobiliarios) del sector financiero español.

En su primera intervención pública tras la victoria electoral del PP, Ordóñez reiteró que el saneamiento de las entidades “no se puede dar por completado” y avisó de que las previsiones económicas “se han visto drásticamente corregidas a la baja” en las últimas semanas como consecuencia de la crisis de la eurozona, que confió en que se solucione con la actuación “conjunta” del Consejo Europeo, el Eurogrupo y el BCE, aunque, en su opinión, dar con la política económica acertada para salir de “las crisis” (financiera, de la eurozona y española) es “extremadamente difícil”.

Es “posible”, dijo Ordóñez, que la situación “vuelva a agravarse en los próximos meses”. Así, “las necesidades de ajuste y reestructuración financiera no sólo se mantienen, sino que se han incrementado”.

En un discurso pronunciado en la presentación del estudio Mecanismos de prevención y gestión de futuras crisis bancarias, de la Fundación de Estudios Financieros, Fernández Ordóñez eludió pronunciar la expresión banco malo, una petición de buena parte de las cajas de ahorros que el PP no parece ver con malos ojos, aunque se ha movido con ambigüedad al respecto.

El propio gobernador rechazaba esta idea en los inicios de la crisis por su alto coste para el erario público. Ayer, se justificó argumentando que “sin duda” se podría haber acelerado “la reestructuración puramente bancaria”, pero esa “supuesta salvación” del sistema podría haber llevado al país “al borde de la quiebra y finalmente al rescate”, como le ocurrió a Irlanda.

No obstante, Ordóñez cree que ahora hay que “estar abiertos a la posibilidad de acometer las acciones que se consideren necesarias” para sanear el sector, apostando por “la minimización de los recursos públicos utilizados”. “Sería un grave error fijar criterios de manera rígida y cerrar las puertas a la posible incorporación de nuevas herramientas de reestructuración”, concluyó. Tras el acto, a Ordóñez le preguntaron si aludía a la posibilidad de crear un banco malo. Y no lo negó. Reiteró que “hay que estar abierto absolutamente a todas las soluciones” y apostó por “valorar” su conveniencia, aunque matizó que un banco malo “puede ser siete fórmulas distintas”.

Esta figura, que estaría financiada con deuda del Estado, permitiría sanear las entidades. La pregunta es a qué coste. Según un informe de Morgan Stanley, el Estado tendría que comprar activos por importe de unos 104.000 millones de euros. Y, en principio, esa suma se convertiría en déficit público. La parte positiva es que se reactivaría el crédito a familias y empresas y, con ello, se facilitaría la recuperación.


El banco malo y la deuda pública

Albert Recio, cuadernos de depresión 4, mientrastanto 97

Una de las posibles contrarreformas que tiene planteado sobre la mesa el nuevo Gobierno de Mariano Rajoy es la creación de un banco malo que absorbiera los créditos inmobiliarios de dudosa recuperación. La banca española lleva tiempo insistiendo en esta propuesta para superar la crisis financiera. Dada la estrecha conexión del PP con los intereses del sector bancario la propuesta tiene bastantes posibilidades de formar parte del paquete de reformas con que nos amenaza la nueva mayoría absoluta.

Desde el punto de vista de la banca esta solución es perfecta. Por una parte el banco malo les permitiría sacar de su balance activos improbables que les obligan a efectuar provisiones que al final reducen su rentabilidad. Este banco sería “vendido” al Estado, La compra se financiaría con títulos de la deuda pública, con lo que los bancos transformarían sus créditos de dudoso cobro por títulos de la deuda pública cuyo pago está garantizado por la misma Constitución española. Además pasarían a aumentar su posición de acreedores del Estado y por tanto verían reforzada su capacidad de “dictar” reformas al sector público. Negocio redondo.

Dado que la exposición de la banca al crédito financiero se situaba en junio en los 176.000 millones de Euros, la creación de este banco financiado con deuda significaría un elevado aumento de la deuda pública y por tanto una reforzada exposición del país a la exigencia de ajustes. Además de un fuerte aumento de la carga financiera sobre el presupuesto público. Oponerse a la creación de un banco malo debe ser la primera batalla por el tema de la deuda. Y una buena oportunidad para denunciar el doble trato aplicado a las deudas del sector financiero y de los particulares que no pueden pagar la hipoteca de su vivienda. A quienes argumentan que no puede aprobarse la dación de pago porque hundiría a la banca se puede objetar la posibilidad de crear algún organismo público que los proteja.

+ Info:

Què és el "banc dolent"? David Virgili

¿En qué consiste un “banco malo”? Eduardo Garzón, 6 diciembre, 2011


A la mateixa secció:


Dejemos de pensar que sabemos más que los pobres y apliquemos de una vez la renta básica


Estado español 1985-2017: 32 años avanzando en la destrucción del sistema público de pensiones


El negocio del rescate: ¿Quién se beneficia de los rescates bancarios en la UE?


Alacant: Mediación intercultural en peligro


La ceremonia de la confusión: el copago de las medicinas por los pensionistas.


La gran crisis de las pensiones privadas


21 D 2016: #NoMásCortesDeLuz


Grecia: El Comité para la Verdad sobre la Deuda, la capitulación de Tsipras, y las perspectivas internacionales para la lucha contra las deudas ilegítimas


Al ataque de las pensiones


S’atreviran a retallar les pensions?

Creative Commons License Esta obra est� bajo una licencia de Creative Commons by: miquel garcia -- esranxer@gmail.com